LA ROPA HABLA DE TI O POR TI

Una vez, alguien muy querido me comentó “Vístete para el trabajo que deseas tener, no para el que tienes”.

Además de que existe el hecho de “Como te ven, te tratan”, el hecho de vestirte bien diariamente sube tu autoestima, te engrandece y te hace sentir más seguro. ¿Estoy en lo correcto?

Qué pasa cuando sales un domingo, con flojera, te pones lo primero que encontraste, desafortunadamente te encuentras a tu jefe y tú… en pants. ¡Qué pena! Seguramente hay muchas personas que se arreglan impecables diariamente, pero seamos realistas, la mayoría de los mexicanos se visten fachosos, y ¿cómo te sientes cuando te encuentras a tu jefe en esas fachas? Él bien arregladito, bañadito, con sus pantalones caquis y su

camisa de cuadritos, no significa que él se haya vestido bien, ¡ni mucho menos a la moda! ¡Ojo! Pero el tema es cómo te sientes tú de inseguro(a) y apenado(a). Entonces estarás de acuerdo conmigo que sí te puede cambiar el cómo te sientes con la ropa que traes, o veámoslo del otro lado, cómo te ve tu jefe ese día, qué piensa de ti en ese momento e inconscientemente crea una imagen nueva de ti. Es por eso que la ropa puede hablar por ti o de ti, eso tú lo decides.

Gin

“La ropa que nos ponemos es capaz de alterar la manera en la que interactuamos con el resto del mundo porque determina el modo en el que nos ven los demás de la misma manera que condiciona lo que pensamos de nosotros mismos” Dr. Galinsky

El Dr. Galinsky realizó un experimento en dónde se dio cuenta del gran impacto que tenía la ropa en nosotros. Descubrió que al darle un valor a lo que usamos puede hacernos actuar de diferentes formas.

Si hablamos de moda, es importante no verla solamente como frívola o superficial como muchos lo pensarían, sino ver la ropa como un tema que puede ayudarnos a salir adelante en algunos momentos de nuestra vida, como momentos de crisis laboral, emocional o personal. El arreglarnos y ponernos guapos o guapas, con trajes, zapatos boleados, nuestros tacones favoritos, una corbata original, un lindo accesorio, nos da fuerza, seguridad, empuje y entusiasmo para el momento que se nos presente. Es inevitable experimentar esa sensación de empoderamiento.

Te aseguro que hubieras tenido otra actitud ese día que te encontraste a tu jefe estando arreglado. Diviértete vistiéndote como te gusta y ¡disfruta ser tú! ¡Único! Y no olvides encontrar ropa conforme a tu esencia y que te haga sentir la mejor versión de ti.

Gina Torres

Inst. @ginatorrese
Fb. mexicoenboga
Fotografía: Pamela Iniguez.

Los comentarios están cerrados.